ECONOMÍA Tras la recompra de bonos en dólares del Gobierno, el BCRA subió las tasas de corto plazo para contener al dólar MEP y al CCL

Argentina 18/01/2023.- La entidad elevó en dos puntos porcentuales las tasas para Pases pasivos, ahora en el 72%, y los Pases activos, al 97%

El ministro de Economía, Sergio Massa, anunció este miércoles que el Tesoro recomprará más de USD 1.000 millones en títulos, más que nada aquellos regidos por tribunales extranjeros, los Globales en dólares y en euros, emitidos con la reestructuración de deuda soberana de 2020 que totalizó más de 100.000 millones de dólares.

Los operadores buscan adelantarse así a las subas que, se deduce, causará semejante shock de demanda. Hoy, por ejemplo, fuentes oficiales estimaron que se comprarán cerca de 300 millones de dólares. Los bonos Globales escalaban más de 7% en promedio en Wall Street.

Una suba de los precios en los bonos en dólares por encima del alza de bonos en pesos produce una baja en el tipo de cambio implícito, los dólares MEP y “contado con liqui”

“El Banco Central de la República Argentina informa que desde el día 18 de enero de 2023 la tasa para las operaciones de pases pasivos a 1 día hábil de plazo es de 72% mientras que para las operaciones activas a 1 día hábil de plazo es de 97%”, indicó a través de una comunicación. Estas tasas se encontraban en el 70% nominal anual y el 95%, respectivamente.

Este incremento en la tasa nominal anual para estas colocaciones efectuadas a bancos es fundamental para recortar los precios de los dólares alternativos que son negociados en la Bolsa y son referencia en el sistema financiero. “Esa combinación, de recomprar bonos en dólares y subir la tasa de pases en pesos, debería provocar que los bonos suban más en dólares que en pesos”, comentó una fuente del mercado.

Al subir más los precios de los bonos soberanos en dólares que lo que suben los precios de esos mismos bonos que son negociados en pesos, cae el tipo de cambio implícito, es decir las paridades de dólar MEP y “contado con liquidación” que, aunque van un peldaño detrás del ascenso del dólar libre, también anotaron valores récord esta semana.

Mientras que el dólar libre estuvo operado a un récord de $378, el “contado con liquidación”, para hacerse de divisas que quedan depositadas en una cuenta en el exterior, tocó los $350, mientras que el MEP llegó a negociarse en la zona de ·350 el miércoles.

Esta iniciativa conjunta del Ministerio de Economía y el Banco Central debería tener un efecto contundente para “planchar” a los dólares alternativos y con ella se podría prescindir de habituales intervenciones de entes públicos en el mercado secundario.

Operadores señalan que en la última hora de los negocios es habitual la fuerte venta de títulos compra pesos, justamente, para deprimir estas cotizaciones e incidir en una baja de los precios del dólar en la Bolsa, pues el tipo de cambio resulta de la compra de un bono con pesos y la reventa del mismo título pero contra dólares. Los bonos más utilizados son el Global 2030 (GD30C), para hacer “contado con liqui”, y el Bonar 2030 (AL30D) para el dólar MEP.

En sí, la mecánica que busca establecer el Ministerio de Economía no es nueva en el mercado local. Ya en el pasado reciente, durante la gestión de Martín Guzmán, se le encargó al Banco Central intervenir en los precios de los bonos con el objetivo de bajar al contado con liquidación y al dólar MEP. La esperanza era que al contener esas paridades también se generara un techo para el dólar libre. Las intervenciones, en ese entonces, eran mucho más chicas de lo anunciado por el ministro Sergio Massa.

Fuente:infobae

loading...