El proyecto de urbanización Cabo Norte no tiene autorización de construcción.

Juev 27/06/19.- El proyecto de urbanización Cabo Norte no tiene autorización para la construcción de viviendas, es un lugar altamente contaminado por el gas metano que surge de millones de toneladas de basura enterradas allí durante años y aun no se hicieron las calicatas para comprobar el estado del suelo, que resiste la construcción pero esta contaminado. La promesa de 2000 soluciones habitacionales del IPV ahora se reduce a 600 o 700 pero no hay aprobación para la obra.

El anunciado proyecto de urbanización Cabo Norte, por el cual se está llamando a aquellos inscriptos en el IPV del año 2007, no tiene autorización de construcción, no cuenta con estudio de estudio de impacto ambiental y tampoco el terreno es apto para la construcción ya que se encuentra sobre el ex basural, una bomba de tiempo ya que los millones de toneladas de residuos enterrados allí producen metano un gas altamente explosivo y que en otros países se utiliza para la generación de energía.

Habia un proyecto de urbanización que estaba listo cuando este predio era propiedad de la Estancia, ese proyecto venia en curso pero presentaron el estudio de impacto ambiental que decía que había que hacer las calicatas, no estaba autorizado el apto en dos de las parcelas, la QR y la RR que el resto si estaba apto, cuando se vende la tierra viene el IPV y presenta un proyecto distinto a lo que había sido el original, que es cuando aparece el problema de la planta de efluentes, que estaba pensada para el fondo de todo y la ubicaban cerca del barrio La Esperanza. Cuando viene la gente de la empresa a pedir comenzar con la obra, el Municipio de Rio Grande solicita que primero se garantice que ese espacio era una reserva provincial, que no lo era, porque no estaba aprobada la urbanización y no está aprobada porque no estan las calicatas que son una de las técnicas de prospección empleadas para facilitar el reconocimiento geotécnico, estudios edafológicos o pedológicos de un terreno. Son excavaciones de profundidad pequeña a media, realizadas normalmente con pala retroexcavadora.

En ese momento el Ingeniero Reis trajo un informe que dice que había un estudio de suelo donde señala que el suelo tiene resistencia pero no que está apto ambientalmente entonces la empresa llamo al Ingeniero Reis y este firmo un documento diciendo que no había contaminación en ese lugar y con eso el municipio se vio obligado a autorizar la urbanización, el estudio de impacto ambiental cuesta 5 millones de pesos un millón y medio el estudio y 3 millones y medio la remediación porque había que remediar, colocar venteos, serpentinas, para poder construir arriba.

Ahora le transfirieron toda la parcela QR a la DIPOSS, como si fuera un terreno, incluida la caba queda claro que el IPV debe hacer la remediación del terreno porque es altamente contaminante construir sobre un basural que produce metano.

Lo concreto es que el IPV esta llamando a gente para inscribirla en ese proyecto, donde se iban a construir duplex y triplex en las punteras, el proyecto completo era para mas de 2000 soluciones habitacionales pero las dimensiones de la parcela no da para tantas viviendas, que se reduce de los 2000 a unos 600 o 700 lotes de 12×20 mts cuadrados para entregar, ademas no hay proyecto para instalar cañerías de servicios ni que los vayan a colocar porque el proyecto de urbanización no esta aprobado.

Es mucho mas grave de lo que parece el problema.

loading...

Etiquetas: