Fiestas privadas, alto riesgo en casa

Mierc 28/09/16 .- Un evento en una vivienda de Villa Allende, que culminó con una muerte, actualizó el debate. Las redes sociales convocaron a 600 chicos. Compañías de seguros precisan las limitaciones de cobertura ante incidentes en esos casos.

La realización de fiestas privadas en sitios no habilitados para eventos de concurrencia masiva se transformó ayer en uno de los temas del día en Córdoba. La muerte de un hombre de 52 años, en Villa Allende, destapó una problemática que en varias ciudades lleva años y que reactiva interrogantes sobre los riesgos legales y económicos, muchas veces desconocidos, para los dueños de casa.

Además, pone en evidencia el rol de las redes sociales para amplificar las convocatorias y, a la vez, complicar el control sobre la organización.

En la madrugada del domingo pasado, una ambulancia llegó a una vivienda de Villa Allende, donde se realizaba una fiesta. Los médicos no pudieron rescatar de un infarto mortal al dueño de casa, que acababa de padecer una situación de tensión. El hombre había llegado, alertado por vecinos, por una fiesta que desbordaba su hogar, con unos 600 adolescentes de entre 13 y 16 años presentes. El hombre intentó acabar con el evento, ante la resistencia de muchos chicos presentes. Algunos testigos refirieron que había alcoholizados.

Para el director de Seguridad Ciudadana de Villa Allende, Daniel Aguirre, se trató de una “fiesta clandestina, no autorizada”.

Un hijo del fallecido, que no participó del evento, contó que era un festejo de cumpleaños de su hermana menor, que se vio desbordado de asistentes. “Empezaron a caer cada vez más chicos, se metieron, saltaron alambrados”, relató a Mitre Córdoba. “Cuando ingresan, los quieren sacar. Y vinieron con alcohol. Esto provocó un momento de tensión que mi papá no pudo aguantar”, agregó.

“A algunos chicos se les ocurrió hacer una invitación abierta. No sabemos qué pasó después. La fiesta era para 100, pero había 600”, aportó Marta, la mujer del fallecido, quien acotó que su casa no es un boliche y que por eso no pidieron permiso. “Era una fiesta privada”, insistió. La mujer tampoco estaba en la casa esa noche.

La historia de las fiestas juveniles que exceden el marco familiar en casas particulares en Villa Allende, como en otras localidades de Sierras Chicas y en la Capital, es moneda corriente desde hace años.

Las redes sociales han facilitado la informalidad y masividad de las convocatorias.

En algunos casos, las comparten mayores y menores de edad. El consumo de alcohol agrega agravantes.

Seguros: qué cubren

¿Hay algún seguro que cubra los incidentes ocurridos en una fiesta en una casa? Daniel Layus, presidente de la Asociación de Productores de Seguros de Córdoba, precisó que “si se trata de un evento a título oneroso (con venta de entradas o de consumos), no hay cobertura posible”. Las pólizas de seguro rigen para sitios habilitados por un municipio. “Si es una fiesta no onerosa, en una propiedad privada que cuente con una póliza combinada familiar que cubra robos, incendios y responsabilidad civil por hechos privados, el seguro se hará cargo si se lesiona o muere una persona, pero hasta el límite fijado, que suele andar en promedio entre los 100 mil y 200 mil pesos”, acotó.

De todos modos, esa cobertura no se aplica “si hay un agravamiento del riesgo”, aclaró Layus. Y puso como ejemplo una vivienda desbordada con 500 asistentes o un departamento de un ambiente con 100. “Si es una fiesta normal, y tenés esa cobertura, sirve, hasta el límite del monto contratado”, apuntó el asegurador.

Antecedentes

En el corredor de Sierras Chicas, varios municipios admiten la problemática generada por este tipo de convocatorias. Marcan que, al ser privadas, escapan de los controles salvo que haya denuncias de vecinos.

En la región, a este caso sucedido en Villa Allende se suma el antecedente reciente, aunque no idéntico, de lo ocurrido en la estancia El Silencio, sobre el Camino del Cuadrado, cuyos propietarios la alquilaron para un festejo de cumpleaños que terminó siendo una fiesta electrónica en la que murió un joven por sobredosis de consumo de drogas, según se investiga en una causa judicial aún abierta y con varios imputados.

loading...

Etiquetas: ,