Baccichetto y Longhi recibieron a los remiseros

Los Concejales Fernando Baccichetto y Gustavo Longhi recibieron hoy a los chóferes de Remis en el Concejo Deliberante, La reunión surgió a partir de las inquietudes planteadas por los trabajadores del volante quienes se mostraron disconformes con la Ordenanza emitida por el Ejecutivo Municipal y solicitaron a los Concejales que se realicen modificaciones.

RIO GRANDE.- Hoy por la tarde una treintena de chóferes de remis concurrieron al Concejo Deliberante para solicitar al Cuerpo de Concejales que se introduzcan modificaciones en la Ordenanza que fija el otorgamiento de nuevas licencias. Los concejales Gustavo Longhi y Fernando Baccichetto recibieron a los trabajadores del volante y se mostraron predispuestos a comenzar a trabajar en una norma que contemple las diferentes inquietudes.
Finalizada la reunión, el concejal del ARI, Gustavo Longhi indicó que los chóferes “planearon que en la Ordenanza dictada por el Ejecutivo; en relación al otorgamiento de nuevas licencias de remises se dejaba la puerta abierta para que se computen los años que podrían tener los chóferes de remises en oportunidad de haber sido taxistas eventualmente”.
Con respecto a este punto Longhi recordó que “esto generó disconformidad, entre los chóferes, porque cuando se hizo la selección de los taxistas solamente se tuvieron en cuenta los puntos que sumaron en los taxis”, después de mencionar que uno de los reclamos estuvo centrado en rever este punto, Baccichetto mencionó que los chóferes también pidieron que se revise la cantidad de licencias que se van a entregar porque dicen que son insuficientes las 20 que se piensan otorgar por como esta creciendo la ciudad y la demanda que habrá cuando comiencen las clases”.
Por otra parte Baccichetto afirmó que, luego de hablar con los remiseros, “vamos a proponer “algunas cuestiones que deben ser revisadas y propuse la revisión de la Ordenanza madre de remises que va a demandar grandes esfuerzos por parte de los Concejales y de los sectores interesados” aunque aclaró que “debe tender a mejorar el servicio y que la gente tenga el vehículo cada vez que lo pide y que no haya demoras”.
Y consideró que “el remis debe ser un servicio diferencial y que esto debe ser fijado en función de pautas por los vehículos; las cilindradas; y condiciones de la prestación que haría que fuera un servicio más caro que el taxi aunque esto hay que analizarlo en profundidad porque podría ser un perjuicio para quienes habitualmente utilizan el servicio”.

loading...