Lo que nadie planificó: La pos pandemia.

Lun 20/07/2020.- No es extraño que en este país no se haya planificado nada a futuro, no hay plan, hay metas, que en lenguaje económico podría traducirse como buenos deseos y nada más. El peligro de la improvisación, Argentina se hunde en la pobreza la realidad del Desempleo. El aumento permanente de impuestos, el castigo al que produce.

Argentina es uno de los pocos países que no tiene un Ministerio de Planificación, esto debería ahorrarme seguir escribiendo nada sobre el tema, pero no se puede dejar a la sociedad en medio de la incertidumbre cuando los acreedores han rechazado por segunda vez la oferta sobre el pago de la deuda, no hay ninguna señal de reactivación, el desempleo acumula 272.000 personas en 75 días, la cantidad de trabajadores cotizantes del SIPA cayó casi 1,75 millones en el último año según AFIP.

La destrucción neta de empleo asalariado alcanzó una caída de 331.842, si se extiende el análisis hasta diciembre de 2019. Y llega a una baja de 404.042 comparando mayo de este año contra el mismo mes de 2019.

Pero aun así y en medio de esta tremenda crisis, para algunos la única salvación es aumentar la carga fiscal, una política básica de ajuste permanente en gobiernos populistas como este, que no tiene otra idea y además no puede recurrir a nadie para pedir créditos porque estamos técnicamente en default, lo que ya hemos explicado hasta el hartazgo.

Eso si la pandemia lo cubre todo, pero algún día pasará y entonces todo esto saldrá a la luz y habrá que ver como hacen para explicarlo, de la provincia vamos a ocuparnos en otro momento, porque por el momento cada uno esta en ver quien aparece mas en la fotos, quien es mas demagogo, quien oculta mas, y quien pregunta menos, cuando pasemos esta crisis de mediocridad, veremos como lo encaramos.

Hablando de impuestos algunos datos sobre este tema, ya sabemos que somos el país con mayor carga fiscal de la región, pero bien valen algunos números que aquí es lo único que importa. Los argentinos pagamos entre un 10 y un 30 % de impuestos por cada producto que adquirimos según los ingresos que van de los 50 mil pesos a los 240 mil pesos.

Es decir que cada uno de los que trabajan en este país, lo hacen casi todo un año solo para pagar cargas fiscales o tributos al estado.

En medio de todo esto, se conoció esta semana que el mayor ingreso de divisas al país vino del sector agroexportador, es decir del campo, pero también habrán leído que el gobierno nacional y varios de sus acólitos, por no decir otra cosa, se dedican a quemar campos y romper silobolsas, si eso que no producen nada, solo gasto público, déficit fiscal, estado ineficiente, ñoquis y viáticos y asesorías que jamás en su vida harán en realidad.

En este escenario y después de casi 13º días de parate generalizado, hoy 20 de Julio de 2020, el gabinete le presento un plan de recuperación de la economía por pandemia al Presidente Alberto Fernández. Si los científicos demoraron 130 días en decirle al presidente lo que ellos creen que nos sacara de la pobreza que ya llegó al 45%.

Es de suponer que, teniendo como guía espiritual a Víctor Hugo Morales, entre esas medidas estarán obviamente más cargas fiscales como por ejemplo el impuesto a la riqueza, retenciones a las exportaciones agrícolas que el año pasado ingresaron 77 mil millones de pesos de los cuales casi el 40 % va a las arcas del estado.

El mencionado relator de futbol devenido periodista y opinologo pago pidió públicamente que los ricos pongan más, que ya es hora que ese sector deje de ganar. El pináculo de la idiotez, es poco premio para semejante barbaridad, pero la plebe cree que si eso se cumple asistiremos finalmente a la teoría del derrame, cuando lo que en realidad va a pasar es que los capitales van a terminar yéndose como ya hicieron muchas empresas, en busca de mejores ofertas, como lo ha hecho Uruguay y Brasil y dejándonos a nosotros que el estado se haga cargo de todo, lo que obviamente no puede porque está quebrado, no puede pedirle un peso a nadie y está emitiendo moneda a destajo para poder tapar agujeros, aunque sin solucionar nada, esa moneda no tiene respaldo y hemos superado el record del billón y medio de pesos, más de 14 mil millones de dólares.

Nada de esto se arregla en 3 años y medio, con un librito de 370 páginas, sin ideas y con una política anacrónica, medieval, improvisada y sin ningún respaldo.

Castigan a la industria, castigan al campo, las pymes, los monotributistas, autónomos, aumentan impuestos, agrandan el estado, gastan más de lo que ingresa, ¿Qué puede salir mal?, todo.

Puede parecer un poco aventurado, pero quienes nos quemamos con leche, vemos una vaca y salimos corriendo, y esta película ya la vimos. Ahora vamos por el remake que como siempre no es buena, porque nunca segundas partes fueron buenas.

Armando Cabral

loading...

Etiquetas: