El Gobierno sancionó a una empresa petrolera israelí por exploraciones ilegales en Malvinas

Argentina 23/04/2022.- Le aplicó una inhabilitación por 20 años a la compañía Navitas Petroleum LP, que tenía licencias otorgadas por las autoridades de las islas

La compañía sigue intentando conseguir petróleo en las Malvinas
La compañía sigue intentando conseguir petróleo en las MalvinasArchivo

El gobierno argentino aplicó una sanción de inhabilitación por 20 años a una empresa petrolera israelí por la exploración ilegal de hidrocarburos en la zona de las Islas Malvinas. La compañía infractora es Navitas Petroleum LP, que tenía “licencias ilegales de las autoridades ilegítimas de las Islas Malvinas” y desconocidas por nuestro país.

La medida fue anunciada por los secretarios de Malvinas, Antártida e Islas del Atlántico Sur, Guillermo Carmona, y de Energía, Darío Martínez, en una ratificación de los derechos sobre las actividades en la plataforma continental argentina, a 40 años de la guerra de Malvinas. Ambos funcionario se encuadran entre los más leales al sector kirchnerista duro dentro del gabinete de Alberto Fernández.

La empresa israelí, declarada “clandestina”, había recibido en 2020 una nota del gobierno argentino, en la que se la invitaba a abstenerse de “financiar o participar” en las referidas actividades en la Cuenca de Malvinas. La advertencia también se había hecho llegar a la compañía petrolera Harbour Energy Plc, con sede en el Reino Unido, que luego de la intimación se retiró del proyecto.

La sanción se conoce luego de la reciente protesta del gobierno de Fernández por ejercicios militares que se desarrollan hasta el 29 de este mes en Malvinas.

Se suma, además, a anteriores reclamos del gobierno argentino, especialmente durante la segunda presidencia de Cristina Kirchner, sobre la exploración petrolera en torno de Malvinas. En abril de 2015, la Argentina denunció a cinco empresas británicas por participar de esas actividades.

La inhabilitación

El proceso contra Navitas Petroleum LP fue iniciado a instancias de la Secretaría de Malvinas, que conduce Carmona, mientras que la Secretaría de Energía intervino por tratarse de la autoridad de aplicación de las leyes que regulan las actividades hidrocarburíferas en la plataforma continental argentina.

Se trata de una empresa de origen israelí, dedicada a la exploración y producción de petróleo y gas. Intervenía en el proyecto Sea Lion, que se lleva adelante con licencias de las autoridades malvinenses no reconocidas por el Estado argentino.

Se dedica a la producción convencional en tierra y producción sólida en alta mar, según informa la empresa en su página web. Opera en Estados Unidos y en Israel y, entre otros emprendimientos, participa en prospectos de exploración de alto impacto, en las costas de Canadá. Cotiza en bolsa y su presidente es el señor Gideon Tadmor.

A raíz de sus incursiones en la zona de Malvinas, el gobierno argentino le aplicó la máxima sanción prevista en la ley 26.659, que prevé inhabilitaciones de cinco a veinte años, por sus actividades comerciales vinculadas a la exploración de hidrocarburos en la plataforma continental argentina, en la Cuenca de Malvinas Norte. No podrá, así, desarrollar actividades en el territorio argentino.

En las notificaciones que se tramitaron durante el proceso administrativo, la Cancillería recordó a la empresa israelí que “las Islas Malvinas, Georgias del Sur y Sándwich del Sur y los espacios marítimos circundantes forman parte integrante del territorio nacional argentino”. Y se le informó acerca de las disposiciones establecidas en las leyes nacionales 26.659 y 26.915, que regulan la realización de “actividades sin la correspondiente autorización de las autoridades competentes”.

La Nación
loading...