Prevenir el suicidio: estar atento a las señales

Viern 09/09/16 .-Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) en 1 un minuto se producen 2 muertes por suicidio, lo que convierte en una de las 10 primeras causas de muerte a nivel mundial. Tal es la necesidad de centrarse en la prevención y detección de quienes pueden llegar a una muerte auto inflingida de manera intencional que el 10 de septiembre fue designado como Día Internacional para la Prevención del Suicidio.

“Se calcula que por cada suicidio hay 10 intentos, con lo cual descubrir e identificar a los pacientes es vital, ya que cuando una persona toma la decisión de quitarse la vida son muchos los factores que entran en juego. Por eso son los profesionales quienes deben detectar el riesgo y, antes que nada, hablar de la problemática”, consideró el jefe de Psiquiatría del Hospital Universitario Austral, Dr. Marcos Suffriti.

“Habitualmente la persona suicida da señales de angustia antes de su intento. Tal es así, que se estima que 8 de cada 10 ‘avisan’ en sus consultas médicas previas. Por eso es tan importante que el médico clínico estime el riesgo de suicidio de una persona en su consulta, basándose en el examen clínico. Y a eso apunta el protocolo para la atención de pacientes con riesgo del Hospital: a identificar y cuidar adecuadamente del paciente para evitar daños o su muerte mientras permanezca en la institución y hasta su egreso o internación en una institución hospitalaria”, sumó el especialista.

El Hospital Universitario Austral puso en marcha hace un tiempo un protocolo de atención para los pacientes con riesgo de suicidio, dado que el centro cuenta con un servicio de Salud Mental dedicado a la Psiquiatría de Enlace. El equipo cuenta con médicos, enfermeros, psiquiatras, psicólogos, personal administrativo, de servicios generales, de mantenimiento y camilleros. Ellos son los encargados de recibir a los aproximadamente 10 pacientes, entre jóvenes y adultos, que por mes ingresan al Protocolo.

“El abordaje terapéutico del paciente con riesgo de suicidio debe ser decidido por un profesional de salud mental (psiquiatra y/o psicólogo experimentado), y la primera alternativa es el tratamiento ambulatorio con controles periódicos, medicación psiquiátrica, psicoterapia y apoyo familiar. La segunda es hospitalizar al paciente en una institución especializada psiquiátrica, en caso que exista riesgo inminente de suicidio”, comentó Suffriti.

En ambos casos se trata la patología de comportamiento, emocional y psicológica de base, ya sea el abuso de sustancias, la depresión, el trastorno psicótico o de personalidad que pueda tener el paciente. Entre las medicaciones habitualmente utilizadas se cuentan los antidepresivos, estabilizadores del ánimo, ansiolíticos y antipsicóticos, entre otros.

Finalmente, la psicoterapia es imprescindible en el abordaje de la problemática de los pacientes con riesgo de suicido.

Factores de riesgo
Aunque un intento de suicidio, y por supuesto su realización, es multicausal, hay ciertos factores que influyen. Estos son:

-Sexo: los hombres se suicidan 3 veces más que las mujeres, aunque ellas lo intentan 4 veces más.
-Edad: la tasa de suicidio aumenta con la edad. En los jóvenes el suicidio es la tercera causa de muerte, después de los accidentes y homicidios.
-Estado civil: el estar solo implica un mayor riesgo de suicidio.
-Salud física: la enfermedad física es un factor de riesgo importante de suicido. Y las enfermedades crónicas, con dolor físico y terminales inciden aún más.
-Salud mental: los factores psiquiátricos son altamente significativos en el suicidio, y se estima que son responsables de entre el 30 y 70% de los casos. Entre éstos se destacan el abuso de sustancias, los trastornos depresivos, la esquizofrenia y las patologías de la personalidad.
*Dr. Marcos Suffriti
Jefe del servicio de Psiquiatría
Hospital Universitario Austral

loading...

Etiquetas: ,